domingo, 31 de diciembre de 2006

ALEJANDRA PIZARNIK




BALADA DE LA PIEDRA QUE LLORA

la muerte se muere de risa pero la vida 
se muere de llanto pero la muerte pero la vida 
pero nada nada nada 


De La última inocencia



FUGA EN LILA 


Había que escribir sin para qué, sin para quién. 

El cuerpo se acuerda de un amor como encender la lámpara. 

Si silencio es tentación y promesa. 


De Las uniones posibles






6 


ella se desnuda en el paraíso 
de su memoria 
ella desconoce el feroz destino 
de sus visiones 
ella tiene miedo de no saber nombrar 
lo que no existe 



8
 

Memoria iluminada, galería donde vaga la sombra de lo que espero. 
No es verdad que vendrá. No es verdad que no vendrá. 


18 

Como un poema enterado 
del silencio de las cosas 
hablas para no verme 



20 

dice que no sabe del miedo de la muerte del amor 
dice que tiene miedo de la muerte del amor 
dice que el amor es muerte es miedo 
dice que la muertes es miedo es amor 
dice que no sabe 



21 

he nacido tanto 
y doblemente sufrido 
en la memoria de aquí y de allá



29
 

Aquí vivimos con una mano en la garganta. Que nada es posible ya lo 
sabían los que inventaban lluvias y tejían palabras con el tormento de 
la ausencia. Por eso en sus plegarias había un sonido de manos enamoradas 
de la niebla. 




33 

alguna vez


alguna vez tal vez

me iré sin quedarme 

me iré como quien se va




35
 

Vida, mi vida, déjate caer, déjate doler, mi vida, déjate enlazar de fuego, 
de silencio ingenuo, de piedras verdes en la casa de la noche, 
déjate caer y doler, mi vida. 




De Árbol de Diana, 1962.



BUSCAR 


No es un verbo sino un vértigo. No indica acción. No quiere decir 
ir al encuentro de alguien sino yacer porque alguien no viene




¿POR qué llegaste como el relámpago 
y me dejaste sola en lo devastado? 




De Aproximaciones



SOLAMENTE 



ya comprendo la verdad 

estalla en mis deseos 

y en mis desdichas 
en mis desencuentros 
en mis desequilibrios 
en mis delirios 

ya comprendo la verdad 

ahora 
a buscar la vida 



de La última inocencia








No hay comentarios: