domingo, 31 de diciembre de 2006

Susana March


Me dolerás todavía muchas veces. 
Iré apartando sueños 
y tú estarás al fondo de todos mis paisajes. 
Tú con tu misterio 
y tu extraña victoria. 
Amor, ¿quién te ha dado esa fuerza de pájaro, 
esa libre arrogancia 
de mirar las estrellas por encima del hombro? 
¿Quién eres que destruyes 
mi corazón y puedo, sin embargo, existir? 
¿Se vive en la muerte? ¿Se vive 
con el alma en desorden y la carne 
desmoronándose en el vacío? 
Nunca te tuve miedo 
y, sin embargo, ahora te rehuyo 
porque eres como un dios que me hace daño 
cada vez que me mira. 
Abandonaré todo lo que me estorba, 
todo lo que dificulta la huida 
y escaparé por la noche adelante, 
temerosa de ti, temerosa 
de esta grandeza que intuyo, 
de este fulgor, de este cielo 
que palpita en tus manos abiertas. 
Me dolerás todavía muchas veces 
y cada vez me extasiaré en mi daño.



De  La tristeza, Ed. Rialp, 1953.



1 comentario:

Anónimo dijo...

Publicado Por Invitado MiéRcoles, 15 De Marzo De 2006 | 13:57

Todo lo quen tiene que ver con Susana March, me llena de alegría y de erotismo y de idealidad. La he venido descubriendo poco a poco, como esos manjares que uno retrasa su fin... para que nunca se agoten

Gracias por darme un sorbo más de ese cóctel de versos de ELLA

Francisco Pinzón Bedoya